Parábola de los obreros de la viña según San Mateo

mateo-20-1-16

201»El Reino de los Cielos es como un hombre, dueño de una propiedad, que salió al amanecer a contratar obreros para su viña. 2Después de haber convenido con los obreros en un denario al día, los envió a su viña. 3Salió también hacia la hora tercia y vio a otros que estaban en la plaza parados, 4y les dijo: «Id también vosotros a mi viña y os daré lo que sea justo». 5Ellos marcharon. De nuevo salió hacia la hora sexta y de nona e hizo lo mismo. 6Hacia la hora undécima volvió a salir y todavía encontró a otros parados, y les dijo: «¿Cómo es que estáis aquí todo el día ociosos?» 7Le contestaron: «Porque nadie nos ha contratado». Les dijo: «Id también vosotros a mi viña». 8A la caída de la tarde le dijo el amo de la viña a su administrador: «Llama a los obreros y dales el jornal, empezando por los últimos hasta llegar a los primeros». 9Vinieron los de la hora undécima y percibieron un denario cada uno. 10Y cuando llegaron los primeros pensaron que cobrarían más, pero también ellos recibieron un denario cada uno. 11Al recibirlo, se pusieron a murmurar contra el dueño: 12«A estos últimos que han trabajado sólo una hora los has hecho iguales a nosotros, que hemos soportado el peso del día y del calor». 13Él le respondió a uno de ellos: «Amigo, no te hago ninguna injusticia; ¿acaso no conviniste conmigo en un denario? 14Toma lo tuyo y vete; quiero dar a este último lo mismo que a ti. 15¿No puedo yo hacer con lo mío lo que quiero? ¿O es que vas a ver con malos ojos que yo sea bueno?» 16Así los últimos serán primeros y los primeros últimos.

Texto de EUNSA (Universidad de Navarra)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll to top
Viewing Highlight
Loading...
Highlight
Close